August 1, 2020 at 5:39 am PDT | by Ernesto Valle
Policías en El Salvador encarcelados 20 años por la muerte de mujer trans
Camila Díaz Córdova (Foto de cortesía)

SAN SALVADOR, El Salvador “20 años de prisión contra tres agentes de la PNC por el homicidio de miembro de la comunidad LGBTI”, publicó en su cuenta de twitter oficial el fiscal general de la república, Raúl Melara, tras darse a conocer el 28 de julio, el fallo del Tribunal 1° de Sentencia de San Salvador contra Carlos Rosales, Jaime Mendoza y Luis Avelar, por haber privado de libertad a la mujer trans Camila Díaz Córdova el 31 de enero del 2019, quien fue encontrada horas después con diversos golpes, los cuales provocaron su muerte en el Hospital Nacional Rosales el 3 de febrero del mismo año.

Virginia Flores, una amiga de Díaz, comentó al Los Angeles Blade que ella, había sido deportada de Estados Unidos en año 2017, país al cual estaba migrando por el peligro que corren la población LGBTQ en El Salvador, sobre todo la población trans.

“En lo personal es lo menos que esperaba, aunque no es justo, es una justicia a medias; a simple vista se notaba que era un crimen por odio. Pero estoy satisfecha que hayan condenado a esos asesinos”, agrega Flores.

El 5 de julio 2019, los tres agentes compadecieron en una audiencia inicial en el Juzgado Quinto de Paz, bajo los delitos de privación de libertad y homicidio agravado, bajo la agravante de crimen por odio. Dicho agravante no fue admitido por el juez del caso.

“Al no admitir el agravante, la condena no alcanzó los 50 años de prisión, dos audiencias anteriores quitaron el agravante por falta de pruebas”, comenta al Blade Mónica Linares, directora del Aspidh Arcoiris Trans.

“Es lamentable que aún no se aplique la reforma al código procesal penal y no toman los crímenes de odio como tal, ya que de alguna manera la sociedad sigue validando la violencia en contra de las mujeres trans”, menciona al Blade, Ambar Alfaro, fundadora de la Asociación Feminista de Personas Trans de El Salvador. “Este es un mensaje muy claro de parte de las autoridades de justicia, para la población trans y nuestras luchas; pero obviamente celebramos el hecho que este sea el primer caso en judicializarse y que haya un condena, aunque no era lo que creemos justo”.

En conferencia de prensas pasadas, Aspidh Arcoiris Trans, informó que, desde la reforma del código penal en el año 2015 en sus artículos 129 y 155, que tipifica los crímenes por odio si se basan en la orientación sexual, identidad y expresión de género, no se había logrado condena alguna. Esto a pesar que desde 2017 han documentado más de 20 asesinatos de mujeres trans entre los 16 y 32 años de edad, únicamente de los caos que las organizaciones se dan cuenta, afirmando de esta manera que el promedio de vida de una mujer trans en El Salvador no sobre pasa los 33 años.

Aunque las activistas LGBTQ están en parte satisfechas por el resultado obtenido del caso de Díaz, no deja de existir temor que en un futuro dichos agentes puedan apelar y su condena sea reducida, de igual manera puedan salir en menos tiempo de la condena por buena conducta.

“Por lo menos como institución es gratificante que condenaran a los asesinos de Camila Díaz Córdova, una mujer trans, aunque no se refiera así el mismo fiscal, que utilizó el nombre de Camila según día al referirse a ella”, agrega Linares. “Es feo tener una lucha por el reconocimiento de la identidad de las personas trans, aunque no exista una ley, pero las autoridades son las principales que están irrespetando”.

En declaraciones para Agencia Presentes, Edith Córdova, la madre de Díaz, expresó que se hizo justicia para Díaz, pues capturaron a los culpables y se les dio el debido proceso, pero esto no quitará el dolor de su perdida,

“Mi sentimiento más grande es que jamás volverá a estar conmigo, nadie me podrá borrar eso de mi mente y mi corazón, es algo muy duro para mí, difícil de aceptar”, comenta.

“El caso de Camila será el primer crimen hacia una mujer trans que llega a juicio y termina con una condena. Con esto se marca un precedente en El Salvador, un paso positivo en honor a tantos crímenes por odio que han quedado impunes”, dice Flores al Blade.

Dato que las mismas organizaciones LGBTQ han compartido con los medios, en los cuales afirman que desde 1993 hasta la fecha, se han registrado más de 600 asesinatos contra la población LGBTQ del país.

Ernesto Valle is a journalist and activist in San Salvador, El Salvador, who covers LGBT issues.

© Copyright Los Angeles Blade, LLC. 2020. All rights reserved.