January 6, 2020 at 1:53 pm PST | by Esteban Guzmán
Las dos caras del Papa Francisco que nos dejó el 2019
Pope Francis, gay news, Washington Blade
El Papa Francisco (Foto por Zebra48bo vía Wikimedia Commons)

El principal líder de la Iglesia Católica, Jorge Bergoglio, más conocido como el Papa Francisco, dio mucho que hablar el año pasado. La amable y generosa perfilación que le dio el estreno de la película “los dos Papas” se contrarrestó con una violenta agresión a una mujer minutos antes de despedir el año 2019 en el Vaticano. 

Luego de visitar un pesebre que se encontraba instalado en la Plaza de San Pedro, Francisco se acercó a saludar a los fieles que fueron a celebrar Año Nuevo. En un video transmitido por el medio oficial del Vaticano, Vatican News, se registró como luego de persignarse una mujer tira del pontífice, que se alejó molesto luego de golpear la mano de la creyente en “señal de castigo”.

“Muchas veces perdemos la paciencia, también yo. Pido perdón por el mal ejemplo de ayer”, dijo el Papa al día siguiente, antes de comenzar el rezo de Ángelus. Asimismo, durante la primera misa del año, que ofreció en la basílica de San Pedro, condenó la violencia hacia las mujeres señalando que “toda forma de violencia infligida a una mujer es una blasfemia contra Dios, que nació de una mujer”.

Antes de ser elegido como sucesor de Benedicto XVI tras su inédita dimisión en medio de una fuerte crisis eclesiástica. El entonces arzobispo de Buenos Aires no era visto como un progresista, sino como un jesuita conservador que había impulsado una rígida agenda valórica en su arquidiócesis, enfrentándose, además, a los gobiernos de Néstor y Cristina Kirchner, presidentes de izquierda de ese país. 

Mucho menos era una figura especialmente extrovertida y sociable como aparece en la cinta de Fernando Meirelles que ya tiene dos nominaciones a los Globos de Oro, sino como un hombre parco y reservado. Varios cardenales han comentado en privado el cambio que experimentó la personalidad pública de Bergoglio tras ser elegido Papa.

Sus declaraciones desde que asumió el trono de San Pedro han sido calificadas de ambiguas y al mismo tiempo de contradictoriamente revolucionarias. 

En marzo de 2019, el Papa hizo noticia a nivel mundial luego de esquivar a los feligreses que se acercaban a besar su anillo papal en la misa del día domingo. El gesto fue criticado por lo fieles que indicaron que eso significaba que el pontífice se estaba alejando de la doctrina y tradiciones de la Iglesia. Sin embargo, el portavoz vaticano, Alessandro Gisotti, explicó que lo hacía por “higiene”, para evitar la propagación de gérmenes.

Mientras que a inicios de abril del mismo año, aseguró en una entrevista a la BBC que quien rechaza a los homosexuales “no tiene corazón humano”. “Todos somos seres humanos, tenemos dignidad. Si una persona tiene una tendencia u otra, esto no le quita la dignidad como persona” agregó en ese entonces.

Sin embargo en diciembre, el secretario de la Congregación para la Doctrina de la Fe, Giacomo Morandi, aclaró en una entrevista a Vatican News que “no existe ninguna ‘apertura’ a las uniones entre personas del mismo sexo” tras la publicación del último estudio de la Pontificia Comisión Bíblica “¿Quién es el hombre?” encargada por el propio Francisco. 

“La institución del matrimonio, constituida por la relación estable entre marido y mujer, se presenta constantemente como evidente y normativa en toda la tradición bíblica. No hay ejemplos de ‘unión’ legalmente reconocida entre personas del mismo sexo”. Por lo tanto, cualquier otra lectura “se trata de una aproximación ideológica y parcial a la antropología” concluyó el informe católico.

© Copyright Los Angeles Blade, LLC. 2020. All rights reserved.